Posteado por: Thalia Ehrlich Garduño | 16/06/2008

Amadla y hacedla amar

MARÍA TE QUIERO

Para la beatificación de Padre Pío, Juan Pablo II no olvidó subrayar: «la tierna y constante devoción» a María del nuevo bienaventurado: «Su devoción a la Madre de Dios trasluce en cada manifestación de su vida: en sus palabras y en sus escritos, en sus enseñanzas y en los consejos que daba a sus numerosos hijos espirituales.

Hijo auténtico de Francisco de Asís, el nuevo bienaventurado no se cansaba de inculcar a los fieles la devoción a Nuestra Señora, tierna, profunda arraigada en la verdadera tradición de la Iglesia. Al final de su vida, dirigió sus pensamientos, como lo había hecho durante toda su vida, a la Santísima Virgen María: «Amadla y hacedla amar. Rezad el Rosario todos los días.»

 

Carta de Don Antonio María osb,

abad de Claravale

 

16 junio – Canonización del Padre Pío en 2002

 

Fuente: www.mariadenazaret.com

 

Bendiciones…Sonrisa

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: